Documentos Diocesanos

Boletín Eclesiástico

2009
2010
2011
2012
2013
2014
2015
2016
2017
2018
2019
2020

Volver Atrás

Circulares

Circular 44/2012

Falleció el ilustrísimo monseñor don Francisco Ortiz Zúñiga (1928-2012)

A los miembros del presbiterio diocesano:

Los saludo fraternalmente, deseando que el nacimiento de Jesús, nuestro Salvador, los renueve en la fe y en la alegría en su ministerio sacerdotal.

Me encomienda el eminentísimo señor cardenal don José Francisco Robles Ortega, notificarles que el ilustrísimo monseñor don Francisco Ortiz Zúñiga, ha participado de la vida nueva que Cristo nos confirió con su Pascua, así lo enseña el apóstol: “Por el bautismo fuimos, pues, sepultados con él en su muerte, a fin de que, al igual que Cristo resucitó de entre los muertos mediante la portentosa actuación del Padre, así también nosotros vivamos una vida nueva” (Rm 6, 4).

El ilustrísimo monseñor don Francisco Ortiz Zúñiga nació en San Pedro Tlaquepaque, Jalisco, el 10 de febrero de 1928, ingresó al Seminario de Guadalajara en 1946 y fue ordenado presbítero el 28 de octubre de 1956 en Roma, Italia. Desempeñó su ministerio sacerdotal como vicario parroquial en San José de Analco y San Miguel del Espíritu Santo. Fue confesor del Seminario de Guadalajara y luego párroco de San Miguel del Espíritu Santo y del Señor del Perdón. Fungió como capellán y luego como primer párroco de Santa Isabel en Huentitán el Bajo, fue director espiritual del Proyecto Génesis; por varios periodos fue decano en diferentes decanatos y estuvo como adscrito a San Cristóbal Mártir. El Papa Juan Pablo ii lo distinguió con el título de monseñor, como Prelado de Honor de su Santidad el 25 de julio de 1998. Falleció el 20 de diciembre del 2012, en Guadalajara, Jalisco.

El ilustrísimo monseñor don Francisco Ortiz Zúñiga, fue un sacerdote de buena conducta y espíritu sacerdotal bien definido, hombre trabajador, responsable en las actividades propias de su ministerio, sencillo, piadoso, buen compañero. Se comprometió con el mundo obrero y él mismo vivió de manera humilde. Siguió la espiritualidad del Prado de manera fiel. Estuvo atento a la formación espiritual de los seminaristas y sacerdotes. Sobrellevó con fe los padecimientos de su larga enfermedad.

Que Cristo Resucitado, reciba en la asamblea de los santos a nuestro hermano Francisco, sacerdote y le otorgue el premio de los servidores fieles.

Guadalajara, Jalisco, a 21 de diciembre del 2012

Javier Magdaleno Cueva, Pbro.

Secretario Canciller

Circular 1/2013

Semana de Oración por la Unidad de los Cristianos. Del 18 al 25 de enero de 2013

A la comunidad diocesana:

Al inicio de un Nuevo Año, les transmito mis mejores deseos de alegría y paz en el Señor Jesús.

La Semana de Oración por la Unidad de los Cristianos del año 2013, presenta el tema: “¿Qué exige el Señor de nosotros?” (Miqueas 6,6-8), y propone a las comunidades cristianas la reflexión y la oración a partir del libro del profeta Miqueas, quien ante la incongruencia entre fe y vida del pueblo de Israel, insiste en el aspecto moral de la fe, es decir, caminar en la justicia y la paz.

El Movimiento Estudiantil Cristiano de la India, a quien se invitó a preparar los materiales para la Semana de Oración por la Unidad de los Cristianos  2013, partiendo de la realidad social de la India, donde existe un rígido sistema de castas, afirma que “la búsqueda de la unidad visible no se puede disociar del desmantelamiento del sistema de castas y el reconocimiento de las aportaciones a la unidad por los más pobres entre los pobres.  Caminar humildemente con Dios, en solidaridad con todos los que luchan por la justicia y la paz. Caminar en solidaridad tiene implicaciones no solo para los creyentes en cuanto individuos, sino también para la naturaleza misma y misión de toda la comunidad cristiana. La Iglesia está llamada y capacitada para compartir el sufrimiento de todos y de todas a través de la defensa y el cuidado de los pobres, los necesitados y los marginados. Esto está presente en nuestra oración por la unidad de los cristianos de esta semana”. (cf. Mensaje para la Semana de Oración por la Unidad de los Cristianos 2013, Pontificio Consejo para la Promoción de la Unidad de los Cristianos).

Pido a los párrocos, rectores de templos, capellanes de casas religiosas y formadores del Seminario, que promuevan esta Semana de Oración en todas sus actividades pastorales, siguiendo el programa y los materiales que se les enviarán oportunamente. Se puede celebrar la misa por la Unidad de los Cristianos, según lo permita el calendario (cf. Misal Romano pp. 746-750) y para cada día en la predicación, se recomienda tomar en cuenta el temario de esta Semana de Oración.

Que nuestro Dios de justicia, unidad y paz, nos capacite para ser signos auténticos de solidaridad humana fortaleciéndonos para hacer lo que Dios exige de nosotros.

Guadalajara, Jalisco, a 4 de enero del 2013

+ José Francisco Card. Robles Ortega

Arzobispo de Guadalajara

Pbro. Dr. Javier Magdaleno Cueva

Secretario

Circular 2/2013

Domingo de la Infancia y  Adolescencia Misionera (DOMINF). 17 de febrero de 2013

A la comunidad diocesana:

Al inicio de un Año Nuevo, les deseo a todos gracia y paz de Dios nuestro Padre y de Jesucristo, el Señor.

La Infancia y Adolescencia Misionera, es una de las cuatro Obras Misionales Pontificio-Episcopales, que busca despertar progresivamente en los niños y adolescentes una conciencia misionera universal, para que sepan compartir su fe con los niños y adolescentes de las regiones y de las iglesias más necesitadas. Además, pretende ayudarlos a desarrollar su protagonismo misionero y promover las vocaciones misioneras desde temprana edad.

Para la celebración de esta Jornada tengamos en cuenta las palabras del Santo Padre “La Jornada de la Infancia Misionera está dedicada a los niños que están comprometidos con la difusión del Evangelio y a ayudar concretamente a sus compañeros que más lo necesitan. Queridos hijos, os doy las gracias y os animo: ¡llevad a todos el amor de Dios!... En esta solemnidad de la Epifanía del Señor, a ejemplo de los magos de Oriente, invito a todos a buscar a Dios con sencillez de espíritu, sin sucumbir ante el desaliento o la crítica. Él se revela a los humildes y a los pobres de espíritu. Él no se cansa de llamar a la puerta de nuestro corazón. Encontrar a Dios es lo mejor que le puede ocurrir a un hombre. Abramos, pues, nuestra vida a la luz de su gracia y descubriremos la fuerza necesaria para edificar una sociedad cada vez más reconciliada y solidaria”. (Ángelus, Plaza de San Pedro, Solemnidad de la Epifanía, 6 de enero de 2013).

Pido a los párrocos y rectores de templos que celebren el Domingo de la Infancia y Adolescencia Misionera (DOMINF) el 17 de febrero en sus respectivas comunidades, promoviendo diferentes acciones pastorales con este fin, como la oración, el ofrecimiento de buenas obras y sacrificios por los niños y los adolescentes de las tierras de misión, además de la generosa ayuda económica.

Para apoyar esta Obra Pontificio-Episcopal, se pedirá ese día la aportación económica de los fieles, a través de una colecta especial. Lo que se recabe se enviará a la caja del arzobispado.

Que María, Madre misionera, interceda por nosotros para que con la gracia del Espíritu Santo, en este Año de la fe, podamos infundir en los niños y adolescentes una profunda conciencia misionera, para que la Iglesia siga avanzando por los caminos de la Nueva Evangelización.

Guadalajara, Jalisco, a 22 de enero del 2013

+ José Francisco Card. Robles Ortega

Arzobispo de Guadalajara

Javier Magdaleno Cueva, Pbro.

Secretario Canciller

Volver Atrás

Felicidades a nuestros Sacerdotes Flores Terríquez Rafael · González Reynoso Rafael · Hernández Aviña José Luis · Migoya Vázquez Ignacio Martín ·


Aviso de privacidad | Condiciones Generales
Tels. 52 (33) 3614-5504, 3055-8000 Fax: 52 (33) 3658-2300
© 2020 Arquidiocesis de Guadalajara / Todos los derechos reservados.
Alfredo R. Plascencia 995, Chapultepec Country C.P. 44620 Guadalajara, Jal.
Powered by paxomnis