Lectura del Día

Lecturas



28 noviembre del 2018

28 miércoles
Verde

Feria o Misa para dar gracias a Dios
MR pp. 1109 y 1110 [1155 y 1156] / Lecc. II p. 1045

ANTÍFONA DE ENTRADA Ef 5, 19-20

Canten con todo el corazón las alabanzas al Señor. Den continuamente gracias a Dios Padre por todas las cosas, en nombre de nuestro Señor Jesucristo.

ORACIÓN COLECTA

Dios, Padre de todos los dones, de quien procede cuanto somos y tenemos, enséñanos a reconocer los beneficios de tu inmensa generosidad, y a amarte con sincero corazón y con todas nuestras fuerzas. Por nuestro Señor Jesucristo, tu Hijo, que vive y reina contigo en la unidad del Espíritu Santo y es Dios por los siglos de los siglos.

PRIMERA LECTURA

[Cantaban el cántico de Moisés y el cántico del Cordero.]
Del libro del Apocalipsis del apóstol san Juan 15, 1-4
Yo, Juan, tuve una visión: Vi en el cielo otra gran señal maravillosa: Eran siete ángeles, portadores de las últimas siete plagas, con las cuales Dios pondrá fin a su cólera. Vi también una especie de mar de cristal, mezclado con fuego; y los vencedores de la bestia, de su estatua y del número simbólico de su nombre, estaban de pie junto al mar de cristal, con las cítaras que Dios les había dado, y cantaban el cántico de Moisés, el siervo de Dios, y el cántico del Cordero, diciendo: “Grandes y maravillosas son tus obras, Señor, Dios todopoderoso; justo y verdadero tu proceder, rey de las naciones. ¿Quién no te respetará, Señor? ¿Quién no te alabará? Ya que sólo Tú eres santo, y todas las naciones vendrán a adorarte, porque tus justas sentencias han quedado patentes”. Palabra de Dios.

SALMO RESPONSORIAL del salmo 97, 1. 2-3ab. 7-8. 9

R. Señor, tus obras son maravillosas. Cantemos al Señor un canto nuevo, pues ha hecho maravillas. Su diestra y su santo brazo le han dado la victoria. R. El Señor ha dado a conocer su victoria y ha revelado a las naciones su justicia. Una vez más ha demostrado Dios su amor y su lealtad hacia Israel. R. Alégrese el mar y el mundo submarino, el orbe y todos los que en él habitan. Que los ríos estallen en aplausos y las montañas salten de alegría. R. Regocíjese todo ante el Señor, porque ya viene a gobernar el orbe. Justicia y rectitud serán las normas con las que rija a todas las naciones. R.

ACLAMACIÓN ANTES DEL EVANGELIO Apoc 2, 10

R. Aleluya, aleluya.
Sé fiel hasta la muerte y te daré como premio la vida, dice el Señor. R. Aleluya.

EVANGELIO

[Todos los odiarán a ustedes por causa mía. Sin embargo, ni un cabello de su cabeza perecerá.]
Del santo Evangelio según san Lucas 21, 12-19
En aquel tiempo, Jesús dijo a sus discípulos: “Los perseguirán y los apresarán, los llevarán a los tribunales y a la cárcel, y los harán comparecer ante reyes y gobernantes por causa mía. Con esto ustedes darán testimonio de mí. Grábense bien que no tienen que preparar de antemano su defensa, porque yo les daré palabras sabias, a las que no podrá resistir ni contradecir ningún adversario de ustedes. Los traicionarán hasta sus padres y hermanos, sus parientes y amigos. Matarán a algunos de ustedes, y todos los odiarán por causa mía. Sin embargo, ni un cabello de su cabeza perecerá. Si se mantienen firmes, conseguirán la vida”. Palabra del Señor.

REFLEXIÓN: • El Apocalipsis describe la salvación final de los justos siguiendo al pie de la letra el esquema del Éxodo. El pueblo judío –totalmente inerme y provisto únicamente de una fe muy firme en el Señor– es guiado por Moisés, logra escapar del faraón y luego entona un agradecido canto de alabanza. El «mar de cristal» es una velada alusión al Mar Rojo y el Cordero es como su nuevo Moisés. Este memorable cántico es un himno gozoso de victoria dirigido espontáneamente al Todopoderoso, que ha socorrido oportunamente a sus elegidos… • La persecución pronosticada por Jesús contra los creyentes –como presagio del desastre final– les ofrecerá la ocasión de un verdadero testimonio (Cfr. Lc 24, 49; Hech 1, 8). A veces sucederá que este testimonio deba afrontar literalmente la violencia, incluso de perseguidores insospechados, por cercanos. En este caso, sus fieles seguidores contarán con la promesa de que el Señor les dará «palabras sabias» frente a sus enemigos. La perseverancia será la única “tarjeta de presentación” del cristiano, junto a la serenidad prometida por Cristo: «Bienaventurados los perseguidos» (Mt 5, 10).

ORACIÓN SOBRE LAS OFRENDAS

Te ofrecemos, Señor, este sacrificio de alabanza por los dones recibidos, y te suplicamos que nos concedas que lo que nos has dado sin méritos nuestros, lo dediquemos a la gloria de tu nombre. Por Jesucristo, nuestro Señor.

ANTÍFONA DE LA COMUNIÓN Sal 115, 12-13

¿Cómo le pagaré al Señor todo el bien que me ha hecho? Levantaré el cáliz de salvación e invocaré el nombre del Señor.

ORACIÓN DESPUÉS DE LA COMUNIÓN

Señor Dios, que nos has entregado como alimento espiritual el sacramento salvífico de tu Hijo, que te ofrecimos en acción de gracias, concédenos estar de tal manera sostenidos con los dones de fortaleza y alegría, que podamos servirte con más entrega y merezcamos así alcanzar nuevos beneficios tuyos. Por Jesucristo, nuestro Señor.

Felicidades a nuestros Sacerdotes Dueñas Gómez J. Guadalupe · Graciliano Munguía Diego · Vera López Juan Luis ·

Lectura de día



Lectura del martes,
13 de noviembre de 2018

Agenda Litúrgica



Agenda litúrgica 2017-2018 en PDF

Visitas de la Virgen



Ver más...

CEM



Conferencia del Episcopado Mexicano

Circulares y Comunicados

1.Com. Notificación
2.Com. Estadística Anual
3.Com. Jornada Mundial del Enfermo
4.Com. Preseminarios 2018

Ingresos Diocesanos

Ingresos Diocesanos

Directorio - Horario de Misas



Directorio - Horario de misas

Eventos



Ver más...

Ministros Extraordinarios



Ingresa...


Aviso de privacidad | Condiciones Generales
Tels. 52 (33) 3614-5504, 3055-8000 Fax: 52 (33) 3658-2300
© 2018 Arquidiocesis de Guadalajara / Todos los derechos reservados.
Alfredo R. Plascencia 995, Chapultepec Country C.P. 44620 Guadalajara, Jal.
Powered by paxomnis