Lectura del Día

Lecturas



23 mayo del 2018

23 miércoles
Verde Feria o Misa en el tiempo de la siembra
MR p. 1083 [1128] / Lecc. II p. 354

Antífona de entrada Sal 89, 17

Que tu bondad, Señor, se derrame sobre nosotros, y guíe las obras de nuestras manos.

ORACIÓN COLECTA

Señor Dios, con tu ayuda depositamos en la tierra las semillas que tu poder hará crecer; concédenos que lo que sabemos que falta a nuestros trabajos, sea suplido abundantemente por ti, que eres el único que das el crecimiento. Por nuestro Señor Jesucristo, tu Hijo, que vive y reina contigo en la unidad del Espíritu Santo y es Dios por los siglos de los siglos.

PRIMERA LECTURA

[¿Qué cosa es la vida de ustedes? Digan: “Si el Señor nos presta vida”.]
De la carta del apóstol Santiago 4, 13-17
Hermanos míos: Consideremos ahora a los que dicen: “Hoy o mañana saldremos para tal ciudad, ahí viviremos unos años, pondremos un negocio y nos haremos ricos”. Esos no tienen idea de lo que será el mañana. Pues ¿qué cosa es la vida de ustedes? Una nubecilla que se ve un rato y luego se desvanece. Lo que ustedes deberían decir es esto: “Si el Señor nos presta vida, haremos esto y aquello”. En lugar de eso, presumen de ser autosuficientes; y toda esa clase de presunciones es mala. En resumen, el que sabe cómo portarse bien y no lo hace, está en pecado. Palabra de Dios.

SALMO RESPONSORIAL el salmo 48, 2-3. 6-7. 8-10. 11

R. Dichosos los pobres de espíritu.
Escuchen, pueblos todos de la tierra, habitantes del mundo, estén atentos, los ricos y los pobres, lo mismo el hombre noble que el plebeyo. R.
¿Por qué temer en días de desgracia, cuando nos cerca la malicia de aquellos que presumen de sus bienes y en sus riquezas confían? R.
Nadie puede comprar su propia vida, ni por ella pagarle a Dios rescate.
No hay dinero capaz de hacer que alguno de la muerte se escape. R.
Lo mismo que los necios e ignorantes, también los sabios mueren, y a las manos de extraños van a parar sus bienes. R.

ACLAMACIÓN ANTES DEL EVANGELIO Jn 14, 6

R. Aleluya, aleluya.
Yo soy el camino, la verdad y la vida; nadie va al Padre, si no es por mí, dice el Señor. R. Aleluya.

EVANGELIO

[El que no está contra nosotros, está a nuestro favor.]
Del santo Evangelio según san Marcos 9, 38-40
En aquel tiempo, Juan le dijo a Jesús: “Hemos visto a uno que expulsaba a los demonios en tu nombre, y como no es de los nuestros, se lo prohibimos”. Pero Jesús le respondió: “No se lo prohíban, porque no hay ninguno que haga milagros en mi nombre, que luego sea capaz de hablar mal de mí. Todo aquel que no está contra nosotros, está a nuestro favor”. Palabra del Señor.

REFLEXIÓN: • Puesto que estamos totalmente en manos de Dios, nos lo recuerda hoy Santiago, todo proyecto personal debe ir subordinado a la sabia y muy prudente expresión: «si el Señor nos presta vida». Hemos de vivir en el desprendimiento y en la plena confianza en Dios. Por lo demás, pobre de aquel que planea su futuro sin tener en cuenta la providencia divina, la precariedad de la existencia humana y la fugacidad de la vida. Ese tal vivirá absorto en proyectos puramente humanos y al margen de los auxilios sobrenaturales que pueden venir de una fe auténtica… • En nombre de sus compañeros el impetuoso de Juan refiere a Jesús –con desenfadado candor– que le han impedido a alguien expulsar demonios, porque no era del grupo de sus discípulos. Jesús responde con un proverbio que se convertirá en expresión insuperable de la tolerancia cristiana: «Todo aquel que no está contra nosotros, está a nuestro favor». La comunidad de creyentes no puede ser una camarilla celosa y encerrada en sus privilegios. Y también quienes no son «de los nuestros» pueden realizar cosas valiosas.

ORACIÓN SOBRE LAS OFRENDAS

Señor Dios, que eres el verdadero autor de los frutos terrenales y el supremo labrador de los frutos espirituales, te pedimos que des prosperidad a nuestros trabajos, para que recojamos en abundancia los frutos de la tierra; haz que coopere siempre para tu gloria lo que sólo a tu providencia debe su comienzo. Por Jesucristo, nuestro Señor.

ANTÍFONA DE LA COMUNIÓN Sal 84, 13

El Señor dará la lluvia. Cuando el Señor nos muestre su bondad, nuestra tierra dará fruto.

ORACIÓN DESPUÉS DE LA COMUNIÓN

Señor, Tú que nos alimentas con tus sacramentos, asístenos en el trabajo de nuestras manos, para que, quienes en ti vivimos, nos movemos y existimos, por la bendición concedida a las semillas de la tierra, obtengamos nuestro sustento de una cosecha abundante. Por Jesucristo, nuestro Señor.

Felicidades a nuestros Sacerdotes Estrada Cuéllar David · Gómez Moreno J. Rosario · Toscano González José Horacio ·

Lectura de día



Lectura del sábado,
26 de mayo de 2018

Agenda Litúrgica



Agenda litúrgica 2017-2018 en PDF

Visitas de la Virgen



Ver más...

CEM



Conferencia del Episcopado Mexicano

Circulares y Comunicados

1.Com. Notificación
2.Com. Estadística Anual
3.Com. Jornada Mundial del Enfermo
4.Com. Preseminarios 2018

Ingresos Diocesanos

Ingresos Diocesanos

Directorio - Horario de Misas



Directorio - Horario de misas

Eventos



Ver más...

Ministros Extraordinarios



Ingresa...


Tels. 52 (33) 3614-5504, 3055-8000 Fax: 52 (33) 3658-2300
© 2018 Arquidiocesis de Guadalajara / Todos los derechos reservados.
Alfredo R. Plascencia 995, Chapultepec Country C.P. 44620 Guadalajara, Jal.
Powered by Powered by paxomnis